A las viviendas para adultos mayores las darán en comodato

 A las viviendas para adultos mayores las darán en comodato

Son 30 departamentos. El PAMI designará a los ocupantes y gestionará el complejo. Pertenecen a la línea Casa Activa.

Un complejo habitacional distinto, moderno e integral que priorizará el bienestar y el cuidado de sus residentes. Eso será el barrio para adultos mayores que construirán en Juana Koslay, en un entorno natural, y que contará con todas las comodidades. Se trata de un barrio de 30 viviendas que será exclusivo para jubilados y tendrá como principal gestor al PAMI. Mientras el Gobierno de San Luis ya llamó a las empresas interesadas para que se presenten en la licitación, se anunció que, dada su modalidad, los inmuebles se darán en comodato a cada uno de sus ocupantes.

Así lo informaron fuentes de la Secretaría de Vivienda del Estado provincial que, en esta ocasión, por tratarse de una operatoria federal y que apuntará solamente a personas de la tercera edad, tendrá al PAMI como encargado de analizar y designar quiénes serán sus primeros pobladores.

El comodato se genera porque sus ocupantes serán personas mayores a los 60 años. En caso de fallecer el o los residentes, el organismo nacional reasigna la vivienda.

El complejo será totalmente diferente a lo visto en San Luis. Es una idea innovadora que ya funciona en países como Alemania: serán 30 departamentos divididos en dos módulos —12 con una habitación y 18 monoambientes— con espacios y áreas comunes para sus ocupantes, y que estarán vinculados a un Centro de Día para jubilados.

En ese reducto podrán recibir atención médica y acompañamiento terapéutico, y contarán con comedor, sala de entretenimientos, lectura, salón de usos múltiples y gimnasio. Si bien ambos complejos serán contiguos, tendrán sus accesos por separado.

En los inmuebles con una habitación residirán parejas de jubilados y en los monoambientes, personas solas. Es importante resaltar que accederán a estos departamentos aquellas personas mayores de 60 años que no posean vivienda propia y no presenten inconvenientes para realizar actividades diarias sin apoyo o al menos necesiten un apoyo leve.

La operatoria —que es impulsada por el gobierno nacional— pertenece a la línea Casa Activa, que desarrolla este tipo de construcciones en todo el país. Todos sus edificios respetan idénticas exigencias arquitectónicas.

A su vez, los gobiernos provinciales, como el caso de San Luis, están a cargo de la elección del lugar, el llamado a licitación, la adjudicación de la obra a la empresa que haya ganado ese concurso y los controles de la construcción pertinentes. Los jubilados puntanos podrán acceder al barrio gracias al acuerdo firmado entre Nación y la Provincia.

0 Reviews

Más notas

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *