Los bomberos les enseñan cómo prevenir accidentes a 500 niños

 Los bomberos les enseñan cómo prevenir accidentes a 500 niños

Pretenden llegar a una docena de escuelas  para que los chicos sepan reducir riesgos en su casa y su entorno.

Dónde guardar los elementos de limpieza y cómo organizar la cocina, qué tener en cuenta a la hora de cruzar la calle o cómo actuar frente a una emergencia son solo algunos de los consejos que los bomberos de “El Fortín” les transmiten a unos 500 chicos de entre 6 y 11 años. Ya pasaron por algunos colegios, pero pretenden llegar a más de una docena de instituciones educativas en lo que resta de la semana y la próxima.

La asociación de voluntarios local se sumó a la campaña “Todos en Alerta”, que es impulsada por la Fundación Bomberos de Argentina (FBA) a través de los cuarteles que trabajan en todo el territorio argentino. ¿El objetivo? Que los niños aprendan buenas prácticas para disminuir riesgos de accidentes en sus domicilios, en sus colegios y en la vía pública, y que luego las transmitan a su entorno.

“Los chicos tienen un efecto multiplicador para llegar a los adultos. Ellos son quienes les van a decir sus padres si ven una sirena, si tienen que poner las balizas y tirarse a un costado, por ejemplo, o todas esas cosas que los grandes a veces no nos damos cuenta o a las que no les prestamos la atención debida”, expresó Gabriel Giménez, el jefe del cuerpo activo.

La metodología de los encuentros es a través de una pequeña charla a la que llevan juegos para que las y los alumnos se entusiasmen e interactúen. Luego de unos 45 minutos de reunión, aproximadamente, destinan otros 10 para que los estudiantes realicen las preguntas que les nazcan de la curiosidad.

“Al principio, durante la pandemia estas charlas se hicieron virtuales en diferentes partes del país. Al principio pensábamos que no íbamos a poder hacerlas de forma presencial, porque no se podían romper las burbujas y otros protocolos. Pero con la liberación de las restricciones ahora podemos concretarlas”, contó Laura Molina, la secretaria de FBA.

Los chicos tienen un efecto multiplicador para llegar a los adultos. Ellos les van a transmitir todo a sus padres

(Gabriel Giménez)

Los miembros de las comunidades educativas que ya recibieron la capacitación están muy contentos con que los agentes interactúen con los más pequeños y les transmitan todos sus conocimientos para mejorar la seguridad, tanto en los hogares como en el propio establecimiento.

“Nos incentiva mucho que las instituciones participen y se acerquen, porque el colegio es un lugar en donde el niño no solo aprende sobre materias pedagógicas, sino también sobre situaciones de la vida que les van a ser útiles. Entonces, todas las organizaciones tienen las puertas abiertas”, expresó María Teresa Flores, la directora de la Escuela Nº 40 “Doctor Ricardo Rojas”, la primera que visitó “El Fortín” esta semana.

La agenda siguió por la “Tomás Ferrari”, la “2 de Abril”, la “León Guillet” y la “Esther Sarden”, pero continuarán por otras escuelas hasta conversar con 500 niños, como tienen previsto.

“Vamos a seguir varios días más, por eso convocamos a todos los establecimientos que quieran sumarse a que se acerquen por nuestro cuartel para poder coordinar”, informó Giménez, quien agregó que de esta manera crearán “una comunidad más segura y resiliente”.

Además, “es una forma de que toda la sociedad pueda conocer la labor de los bomberos voluntarios, que es tan importante y tan admirada”, añadió Molina.

Fuente: El Diario de la República

0 Reviews

Más notas

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *